Mini-reformas: siete cambios sin obras para tu hogar

Mini-reformas: siete cambios sin obras para tu hogar

¿Cuántas veces hemos deseado cambiar un poco el aspecto de nuestra casa pero la idea de meternos en obras nos ha frenado? Es hora de dejar de depender de ellas y poder reformar nuestro hogar cuando nos apetezca.


Por ello, hoy te proponemos 7 ideas de cambios sin obras que puedes llevar a cabo sin tener que pasar una temporada rodeado de alambres, escombros y hormigón. Mini-reformas para todos los gustos, necesidades y bolsillos. ¡Que nada nos impida renovar nuestro hogar! ¿Preparado para que parezca que estrenas casa nueva?

Renueva tu suelo

Estrenar suelo nuevo suena laborioso y costoso, ¿verdad? Vamos a desmontar este mito, pues afortunadamente existen otras formas de estrenar suelo nuevo sin necesidad de levantar el viejo.

Una de ellas es el suelo laminado, que puede ser colocado con facilidad por nosotros mismos sobre el suelo antiguo. Con un solo ‘clic’ las lamas encajarán como un sencillo puzzle y estará montado. Lo único que necesitarás será contar con un pavimiento regular, firme y sin desniveles y retirar los rodapiés viejos para colocar los nuevos de madera, quedando así apoyados sobre el nuevo suelo.

Una solución más rápida y económica es colocar una simple y llana moqueta. Su colocación es realmente sencilla, ya que se pega con una cola acrílica que se dirige directamente al suelo viejo previamente aislado.

Por otra parte, los suelos vinílicos o cerámicos del mínimo grosor también son una opción efectiva, al igual que el linóleo, que se caracteriza por su alta resistencia al desgaste, su resistencia a la humedad y la rapidez de su instalación.

Cambia los azulejos de baños y cocinas

reforma sin obras

Este cambio puede hacerse, por ejemplo, pintándolos. Podemos utilizar productos específicos como un fondo fijador. Aplicamos una capa con un rodillo y, sobre esta, otra capa de pintura especial para azulejos. También existen tipos de pintura para sanitarios (baño) y para muebles (cocina), que aportaría un cambio completo.

Una segunda opción sería decantarnos por los esmaltes para superficies cerámicas, una pintura especial para este tipo de material que soporta bien las altas temperaturas y la humedad. Con ello conseguirás transformar totalmente el viejo aspecto de tus azulejos de manera fácil y cómoda, pudiendo llevar a cabo efectivos cambios sin obras.

Asimismo, existe la posibilidad de utilizar vinilos autoadhesivos. Su colocación es sencilla: se pegan encima del viejo chapado. Además, este material es lavable e impermebale y permite añadirle los acabados y estampados más acordes a tus gustos.

Dale vida a las paredes

Las paredes son una parte fundamental del interior del hogar. Revestirlas es tarea fácil y el resultado es inmediato y efectivo. Podemos pintar de tono claro los espacios pequeños, escoger un color saturado e intenso si queremos un cambio más sustancial o simplemente guiarnos por los colores en tendencia.

Pero pintar no es la única solución para rejuvenecer el aspecto de tus paredes. Las alternativas van desde paneles pintados a plaquetas decorativas. Del mismo modo, podemos aislaras térmica o acústicamente con paneles de madera. Estos pueden incorporar acabados actuales y originales que proporcionen una nueva imagen a tu estancia.

Las puertas

Las puertas pueden dar mucho juego a la hora de transformar nuestro hogar y es otra manera fácil de llevar a cabo cambios sin obras. La opción más radical es, simplemente, eliminar puertas y tabiques. Es una actuación rápida y de bajo coste. Además, sumará amplitud y dinamismo al espacio, pues abre caminos a la luz natural y deja hueco entre estancias.

Si no te atreves a llevar a cabo un cambio tan tajante, existen otras posibilidades. Puedes, al igual que los azulejos, pintarlas. Un acierto sería, por ejemplo, escogerlas en tonos blancos, que aporta luminosidad y la sensación de relajación y fluidez.

También puedes cambiarlas directamente. Aquí podríamos nombrar las puertas correderas, con las cuales, aparte de ganar espacio extra, obtendrás calidad decorativa.

Apuesta por el pladur

decorar salón pequeño

Se encuentra dentro de lo que se conoce como “obra seca” o “tabiquería seca“. Al contrario de lo que se cree, no es un material poco resistente. El pladur son placas de yeso laminadas entre dos capas de cartón. Es perfecto para aislar, muy versátil y, sobre todo, económico. Venden pladur de diferente grosor y medida y pueden utilizarse como paredes divisorias, estanterías o techos decorativos.

En los techos, sí a la madera

techo-madera

Se habla de la madera en el suelo, en el mobiliario… pero, ¿y en le techo? ¡Pues también! Dota a tu decoración de un estilo natural y vistoso. Este material aisla el techo y da mucha profundidas.

Si la madera no te convence, también puedes hacer uso del microcemento. Se trata de un revestimientos decorativo formado por cemento, resinas, aditivos y pigmentos minerales. Sus dos características principales son su gran adherencia y su mínimo espesor.

Luz, mucha luz

Tendencias en decoración 2022

En esta lista de cambios sin obras no podía faltar uno relacionado con la luz, que es esencial para crear el ambiente deseado en nuestra casa. Elementos como los reflectores de luz, dispositivos bioclimáticos que bañan con luz natural el interior de los patios de viviendas y edificios, son perfectos para aumentar la iluminosidad. Son muy efectivos, ya que captan los rayos solares en su parte superior y los redirigen hacia su interior.

No podemos olvidarnos del Led, cuyo consumo es mucho menor. De igual manera, puedes añadir lámparas o focos empotrados para completar una mejor iluminación, así como flexos.

Aquí terminan nuestros consejos sobre posibles cambios sin obras que puedes llevar a cabo. ¿Con cuál te animas?

Y si necesitas un proyecto de hogar completo, donde profesionales del mueble y la decoración te digan cómo crear tu hogar perfecto, entonces no dejes de venir a visitarnos. Seguro que tenemos una tienda muy cerca de ti.

¡Te esperamos!

Fotos: Envato y Vivarea

Leave a Reply